Toda la información sobre el ciclo

FECHA Y HORA

05/04/2017
19:30 h

AFORO

Entrada gratuita. Aforo limitado. Es imprescindible solicitar asistencia

LUGAR

Fundación BBVA. Palacio del Marqués de Salamanca. Paseo de Recoletos, 10. Madrid

Accede a todas las conferencias de este ciclo

Los primeros autores que hablaron sobre ciencia política de manera explícita y en términos de novedad fueron el flamenco Justo Lipsio, el holandés Johannes Althusius y, en España, Baltasar Álamos de Barrientos y Sancho de Moncada. Sin embargo, fueron sobre todo los ingleses Thomas Hobbes y John Locke quienes formularon conceptos y argumentos realmente nuevos.
Tras concluir la conferencia, el acto finaliza con un coloquio de 10-15 minutos entre el conferenciante y la coordinadora del curso, abierto asimismo al público.

Ponentes

Xavier Gil

CATÁLOGO

DESCARGAR PDF

Sinopsis

Si bien se suele atribuir a Nicolás Maquiavelo el papel de fundador de la política moderna a principios del siglo XVI, la ciencia política propiamente dicha tiene unos orígenes más tardíos, a últimos del XVI e inicios del XVII, con el flamenco Justo Lipsio, el holandés Johannes Althusius y, en España, Baltasar Álamos de Barrientos y Sancho de Moncada.

Estos autores hablaron de ciencia política de manera explícita y en términos de novedad y se presentaron a sí mismos como sus practicantes. Aún así, los contenidos de esa ciencia no ofrecían una novedad igualmente acusada, sino que más bien desarrollaban la matriz aristotélica en unos u otros sentidos. Fueron sobre todo los ingleses Thomas Hobbes y John Locke quienes, en la estela del iusnaturalismo, formularon a continuación conceptos y argumentos realmente nuevos.

El primero presentó el estado como artefacto de creación humana que permitía a los individuos pasar de un estadio presocial a uno social y dotarse de un instrumento que había de garantizar su convivencia ulterior. El segundo desarrolló y matizó este razonamiento, al tiempo que esbozaba un primer principio de división de poderes. Como resultado, la noción de contrato social como fundamento de la política quedó bien establecida en la reflexión moderna.